3 de diciembre de 2012

LA POBRE NIÑA RICA DE GINA DOMÍNGUEZ

"...voraz y traidora  a la ética periodística, hambrienta de poder,  prestanombres y  empleada de Doña Rosa Borunda de Herrera, entre otras linduras…
Su personalidad posesiva le está afectando y la señora se subió a un ladrillo sufriendo del síndrome  del “Mal de Montaña”… 

Entre lo utópico y verdadero

Por Claudia Guerrero Martínez
Y terminó el Viacrucis de comparecencias en el Congreso Local. Con la peor de todas,  la Coordinación de Comunicación Social del Estado y su titular “María” Gina Domínguez Colío…  Sabemos que en algunos medios de comunicación, ésta columna no será publicada. Y la razón: Los mismos colegas aplican la autocensura, pues tocaremos intereses personales…
Pero vayamos al tema, inteligentes lectores… A dos años de gestión de la también Vocera del Gobierno del Estado, es pésima la imagen que goza Javier Duarte ante la opinión pública nacional e internacional… Peor, en las redes sociales, quienes sin piedad, se burlan, critican, mofan y hasta caricaturizan al Gobierno de Javi Du….
Pocas personas exponen la cruda realidad que enfrentan los medios de comunicación en Veracruz… Le cuento…
La mayoría de la Prensa en el estado quedó mal acostumbrada con las políticas ejercidas por el anterior sexenio dirigido por Fidel Herrera Beltrán… Una de ellas,  era “comprar” a todo aquel que fuese crítico de Fidel, ya sea con jugosos convenios de publicidad institucional, exclusivas propiedades en lugares estratégicos, maquinaria para la impresión de sus medios, becas en el extranjero, familiares laborando en el Gobierno Estatal, concesiones de taxi y hasta notarías públicas… Y lógicamente, había armonía con esos  empresarios periodísticos… Como en muchos cuentos, en éste, no hubo un final feliz y cuando se terminó el dinero, finalizó el amor… Esos mismos Medios de Comunicación locales, que en el pasado se beneficiaron, emprendieron una campaña de acusaciones, críticas y hasta señalamientos en contra de Fidel Herrera, después de dejar el poder sexenal…
La voracidad de muchos medios de comunicación es desmedida.  Algunos se reúnen con el funcionario estatal para “negociar” publicidad  personal, con la condicionante, de no haber arreglo, son amenazados con  publicar secretos íntimos, tropiezos políticos y hasta realizar críticas constantes de su gestión estatal… “Me pegará en su medio de comunicación, hasta que les dé la cantidad que  quieren, mensualmente…Cierta columnista me pide 15 mil pesos por mes, para dejar de criticarme en Milenio El Portal”, comentaron a la que aquí escribe,  algunos políticos afectados…
La relación entre políticos y medios de comunicación es un acuerdo pactado de no agresión… “Cuánto pagas”determinará el número de publicaciones y el nivel de aceptación  en ese medio,  quien redacta información guiada y a modo para sus  lectores.
Y cuando en este sexenio duartista pintaba como el paraíso económico para medios de comunicación institucionales, las cosas no salieron bien… Ante el desenfrenado dispendio en gastos durante el sexenio de Fidel Herrera, la administración de  Javier Duarte de Ochoa inició su gestión con un fuerte déficit financiero y la quiebra en sus finanzas. Enormes deudas bursátiles por pagar, facturas de proveedores sin liquidar y urgentes pagos de impuestos ante la Secretaría de Hacienda y Crédito Público… Veracruz estaba al borde del colapso y no había margen para poder negociar con los medios de comunicación….
La necesidad de recortar gastos era urgente…Desaparecieron organismos y dependencias estatales… Liquidaron a personal innecesario y obligaron a muchos al retiro voluntario… Personal que no laboraba   y estaba como “aviador”cobrando cada mes, se les exigió regresar a su plaza, pues de lo contrario, serían despedidos… Ahí, por cierto, regresaron  conocidos periodistas a laborar a Radio y Televisión de Veracruz, quienes gozaban  de una plaza, sin trabajar…
En el caso de los convenios, los mismos que la Coordinación de Comunicación Social niega otorgarlos, fueron recortados, según el medio de comunicación. Facturas  antes exorbitantes, ahora serían pagadas de forma modesta. Sólo algunas empresas periodísticas, cuyos dueños son políticos; otros,  familiares de Javier Duarte y algunos, con gran trayectoria en el ámbito estatal, se les respetarían sus convenios en publicidad  institucional…
Pero otros,  les fue cancelado el acuerdo económico y estos buscaron nuevos horizontes empresariales y  personajes de partidos políticos de la oposición….  Y eso, no le gustó a María Gina Domínguez, quien niega rotundamente intervenir en los criterios de los jefes de información y dueños de medios de comunicación, a quienes obliga censurar información, despedir a reporteros críticos y guiar notas maquilladas para evitar, la fuga de información perjudicial para la  imagen de Javier Duarte de Ochoa ante la opinión pública…
Varios columnistas y medios de comunicación han señalado a Miguel Valera, jefe de Prensa de la CCS ser el encargado de hablar e intimidar a algunos medios de comunicación, pidiéndoles  que “le bajen” a la información crítica  contra el Gobierno duartista… El propio Valera les advierte: De hacen caso omiso, habrá recortes en convenios publicitarios, congelamiento en facturas pendientes y hasta revocación de acuerdos…
Mucho peor, cuando conocido medio de comunicación prestó su imagen corporativa para difundir la portada donde aparece un precandidato de la oposición en la zona centro del estado y la propia Gina, les canceló el convenio con el Gobierno Estatal,  para presionarlos y evitar publicaciones con políticos que no pertenezcan al PRI…
María Gina, quien  es señalada  por Luz María Rivera, de autollamarse “María”, la ha criticado fuertemente en la columna de su autoría: “Desde el Puerto Mítico”, publicada en Notiver, en la cual, la propia columnista conoce las entrañas y pasado de la titular de la Coordinación de Comunicación Social del Estado… La  describe como voraz y traidora  a la ética periodística, señalándola como hambrienta de poder,  prestanombres y  empleada de Doña Rosa Borunda de Herrera, entre otras linduras…
Quienes conocen a Gina Domínguez de muchos años atrás, la recuerdan con sus atuendos  hippies y simpatizante de la corriente de izquierda. Hoy,  aparentando una condición sofisticada, en la mayoría de las veces, sus atuendos son  descuidados, visiblemente desaliñada y hasta para ir de compras, causa expectación el excesivo número de guardaespaldas custodiando a una mujer recién levantada de la cama…
Durante su comparecencia en el Congreso Local, una diputada le señaló a Gina la grave situación que enfrentan los periodistas en el tema laboral… Domínguez Colío aseguró que ante la creación de la Comisión Estatal para la Atención y Protección de los Periodistas, habría cambios significativos en los derechos y sueldos de los reporteros, quienes son los que más sufren de omisiones legales en sus centros de trabajo…  Esto, lamentablemente inteligentes lectores, es mentira…
Ya habíamos augurado, que con la creación de la Comisión Estatal para la Atención y Protección a Periodistas sería letra muerta, desde su nacimiento… Los integrantes, en su mayoría, son incondicionales del Gobierno en turno y beneficiados  con puestos políticos y administrativos, por apoyar en abierto al PRI y sus militantes…  Inimaginable que ésta Comisión busque mecanismos para que un reportero mejore su sueldo y no perciba mil pesos a la quincena por ocho horas de trabajo, en los cuales, deben reportear, redactar la nota, vender publicidad, tomar fotografías y negociar espacios institucionales…Y todo, para seguir laborando en  medios incondicionales al Gobierno del Estado y con presunto prestigio periodístico…
Mientras, la mayoría de periodistas no cuentan con INFONAVIT; mucho menos Seguro Social. Sin pensar en el reparto de utilidades y sus sueldos oscilan entre mil a mil quinientos mensuales… Deben contar con  cámara y grabadora  para el buen  manejo de la información… Mejor,  si cuentan con automóvil para trasladarse a todas las conferencias en los distintos puntos de la ciudad y de su sueldo, deben  sufragar los gastos de gasolina, estacionamiento y  pilas… Los pagos de aguinaldos son raquíticos y las empresas periodísticas no pagan grandes sueldos, para motivar a sus empleados a la búsqueda del “chayo” o embute, consistente en dinero, regalos o pagos de  servicios…
“Debemos hablar  de las cosas buenas que hay y pasan en Veracruz”… Estamos de acuerdo   contigo Gina Domínguez… Pero cuando se multiplican las malas noticias, debemos exponerlas, ante el silencio y complicidad de los medios de comunicación institucionales estatales…
El deber como periodista está por encima de intereses partidistas y personales. La ética aprendida en la Escuela de Periodismo no se puede guardar en algún cajón de  oficinas gubernamentales. Decir mentiras en una comparecencia ante diputados locales es criticable y vergonzoso…
Declarar  ante legisladores y colegas periodistas que en la CCS no ha pretendido criminalizar a periodistas, eso molesta y entristece…Olvidó en su informe,  a muchos   periodistas asesinados,  quienes fueron  excelentes personas y reconocidos especialistas de la pluma… Otros, como el caso de los exiliados, ante la incapacidad gubernamental, buscaron poner distancia de por medio, por peligrar   su integridad física y sufrir la cacería de brujas emprendida desde la oficina de Gina Domínguez Colío…
El panorama no es prometedor… La actividad periodística en Veracruz es peligrosa y muchos omiten  reportear  información policiaca… La inseguridad que prevalece en el estado determina tomar medidas precautorias… Lamentable que la titular de CCS omita el estado que guarda  la relación con medios de comunicación críticos… Que omita ejercer la censura y amenaza ante las empresas periodísticas… Omita el deber legal para esclarecer los asesinatos de colegas periodistas… Omita su  incapacidad para mejorar la imagen de Javier Duarte ante la opinión pública… Omita  sus negocios periodísticos lucrativos, adquisición de propiedades y su riqueza poco clara… Que  omita su  falta de creatividad,  echándole la culpa de sus errores y defectos a los medios de comunicación críticos…
Sentirse la gurú y conciencia de Javier Duarte es ser presuntuosa…El empleado de los veracruzanos fue débil en un principio pero ahora, está sacando las uñas y el carácter… El grupo de los “Ginos”deberá cambiar o morir, pues desde Los Pinos habrá cambios significativos, como será en enero  con el próximo  Secretario de Finanzas de Veracruz, quien será designado directamente por Enrique Peña Nieto… Así, serán los cambios a lo largo de este 2013… Al nuevo Presidente de México le interesa las elecciones del próximo julio y no permitirá la operatividad de personas conflictivas e incapaces, como es el caso de Gina Domínguez Colío…
La titular de la CCS se ha peleado con casi todo el Gabinete Estatal. Su personalidad posesiva le está afectando y la señora se subió a un ladrillo sufriendo del síndrome  del “Mal de Montaña”… Duarte debe tomar decisiones, pues ante tantos problemas,  sumar es mejor que restar, si es que quiere dar buenas cuentas…
Dudas y comentarios: claudiaguerreromtz@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada